¿Cómo reparar un rotomartillo? Tips útiles que debes conocer ¡Justo aquí!

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin

¿Problemas con tu rotomartillo? Aquí conocerás cada una de las averías más comunes y cómo reparar un rotomartillo adecuadamente para que este siga funcionando durante muchos años.

Los rotomartillos son una herramienta fundamental en cualquier construcción. Su función principal es remplazar al taladro cuando este no es tan potente para la perforación de paredes de hormigón.

Es bastante común encontrarse con averías en un rotomartillo, ya que su movimiento de roto percusión suele ser demasiado potente y con un mantenimiento inadecuado pueden dañarse fácilmente.

¿Cómo podemos reparar nuestro rotomartillo?

¿Cómo podemos arreglar un rotomartillo paso a paso?

En esta sección conocerás las averías más comunes de un rotomartillo y también te presentaremos las soluciones de cómo reparar un rotomartillo de forma rápida y sencilla.

¿Tu rotomartillo presenta alguna de estas averías?

El motor no funciona, por lo que el rotomartillo no enciende o se apaga repentinamente

La causa número 1 de este problema es debido a que la fuente de alimentación energética del rotomartillo está averiada o desconectada. Al momento de abrirlo podemos encontrar algunos conectores sueltos o desprendidos.

Una solución rápida a esta avería es re-conectar cada uno de los contactos de nuestro rotomartillo. También podemos cambiar la fuente de alimentación. Verifica los conectores y en caso de que estén un poco sueltos, podemos apretarlos.

La segunda causa del porqué nuestro rotomartillo no enciende es debido a que los carbones se encuentran demasiado gastados. Tiene falta de lubricación en el rodamiento principal o simplemente la capa de cobre está gastada.

Para solucionar este problema, debemos cambiar los carbones, lubricar un poco el rodamiento principal, (generalmente esta antes de la caja de cambios) y lijar la superficie del cobre en el interior de nuestro rotomartillo.

Otra causa común es debido a que el protector de corriente interno no se ha recuperado o no ha vuelto a su estado normal luego de ejecutarse durante más de 3 o 4 horas.

Para este caso, debemos reiniciar el motor presionando el botón de reset, que se encuentra en los laterales del equipo.

Nota: cada rotomartillo es diferente, por lo que recomendamos utilizar el manual del comprador para encontrar el botón de reset de forma rápida.

Las fallas en un rotomartillo puede producirse debido a que el protector de sobre corriente se ha chamuscado o simplemente ya cumplió con su plazo de vida útil.

Para solucionar este problema, lo recomendable es instalar un nuevo protector en el rotomartillo.

¿El rotomartillo no perfora o va demasiado lento?

La causa principal de este problema es gracias a que la broca ya cumplió con su vida útil. Reemplazar la broca por una nueva es la mejor solución a este problema.

Otra causa bastante común es la baja presión de energía a la que está sometido el rotomartillo. En caso de que creas que esto es lo que está sucediendo, conéctalo en otro lugar en donde la presión energética sea alta.

Puede que la broca también cuente con una gran cantidad de polvo. En este caso podemos recurrir a limpiar y lubricar la capa interior del rotomartillo.

En caso de que continúe persistiendo del problema, lo más adecuado es cambiar los carbones del rotomartillo. Puede que estén desgastados y funcionan pero a muy bajo rendimiento.

Aquí un truco sencillo para reparar cualquier avería de un rotomartillo

Generalmente la gran mayoría de fallas que presentan los roto martillos se encuentran en los carbones, ya sea un falso contacto o que simplemente estos estén demasiado desgastados.

Podemos intuir de forma rápida un problema con los carbones del rotomartillo justo cuando el equipo se recalienta o simplemente deja de funcionar de forma repentina.

Para estos casos, lo más recomendable es simplemente reemplazar los carbones del rotomartillo y cerciorarnos bien de que ningún conector se encuentre suelto. Lo recomendado es apretarlos si nos encontramos con este problema

¿Cómo realizar un mantenimiento adecuado de un rotomartillo?

El mantenimiento de un rotomartillo es más sencillo de lo que aparenta y nosotros te presentaremos a continuación un mantenimiento de 5 estrellas para mantener en óptimas condiciones a tu equipo.

  • Trata de mantener siempre limpio el rotomartillo.
  • Recuerda mantener desconectada la herramienta antes de dar inicio con el mantenimiento.
  • Limpia la cámara protectora del rotomartillo con agua y jabón (una vez esta este desarmada, siempre y cuando sea de plástico)
  • Con ayuda de un compresor de aire retira cualquier resquicio de polvo que se encuentre dentro del rotomartillo (debemos desarmarlo).
  • Recomendamos aplicar grasa una vez cada dos semanas (si se utiliza constantemente) o cada mes (si se utiliza pocas o en muy reducidas ocasiones).
  • Cerciórate de que siempre las ranuras de ventilación estén limpias.
  • Asegúrate de que el eje de cobre se encuentre limpio. En caso de que cuente con muchas partículas metálicas o suciedad, puedes lijarlo levemente para que vuelva a su brillo original.

¡Ahora que sabes como reparar un rotomartillo averiado, recuerda darle un constante mantenimiento!

Gerardo

Gerardo

Dejanos un comentario :-)

Tabla De Contenido

Sobre Nosotros

Tenemos los mejores reseñas de los productos más buscados.

Lo mas fresco para ti

Siguenos en Facebook

Buscas una resena, mandanos tu idea a: info@10mejores.lat

Suscribete a nuestro E-Mail

Carrito de compra